Ablación por radiofrecuencia (RFA)

Una opción muy común para el tratamiento de las várices es la ablación por radiofrecuencia, o RFA. Es un tratamiento mínimamente invasivo basado en ondas de radio para tratar várices grandes y en mal estado.

¿Qué es la ablación por radiofrecuencia?

La RFA es una opción de tratamiento de várices que utiliza energía de radiofrecuencia pulsante para mejorar los síntomas de la enfermedad de las venas. Usando energía de radiofrecuencia, un especialista en venas inserta un pequeño tubo en sus venas no saludables. Una vez que la radiofrecuencia comience a pulsar y emitir calor, nada de lo cual sentirá mientras esté bajo anestesia local, la vena se cerrará de inmediato y la circulación sanguínea mejorará a través de sus venas más sanas.

Qué Trata La Ablación Por Radiofrecuencia

Preguntas frecuentes

  • La RFA está cubierta por el seguro porque este tratamiento de venas se realiza para tratar los síntomas médicos relacionados con la causa subyacente de la enfermedad venosa, conocida como insuficiencia venosa crónica. Los tratamientos de venas varicosas, como RFA, abordan síntomas como dolor o piernas pesadas, hinchazón de las piernas y mala circulación. En Metro Vein Centers, aceptamos más de 200 planes de seguro y trabajamos directamente con su proveedor de seguros para maximizar su cobertura, sin ningún papeleo o molestia para usted.

  • La RFA funciona con ondas de radio que emiten calor y sellan las venas con problemas. Se inserta un catéter guiado por ultrasonido en las venas no saludables y, con la orientación experta de su médico de venas, se pulsa suavemente para calentar y cerrar las vías de las venas en mal estado.

  • Los pacientes tratados con ablación por radiofrecuencia se recuperan rápidamente de este tratamiento mínimamente invasivo. Dado que la RFA se realiza con anestesia local, como máximo sentirá una ligera molestia durante el procedimiento.

    Una vez que finalice su tratamiento de 30 minutos, podrá caminar y conducir hasta su casa, con poco tiempo de recuperación. La mayoría de los pacientes vuelven a sus actividades cotidianas en solo 24 horas.

    • Comenzaremos adormeciendo el área de tratamiento.
    • Luego, usando una fibra de radiofrecuencia guiada por ultrasonido, introduciremos un pequeño catéter en su vena afectada.
    • Su médico de venas luego usará ondas de radiofrecuencia dirigidas para calentar áreas específicas de la vena en mal estado, lo que provocará que se cierre.
    • Una vez sellada, la vena con problemas se reabsorberá en su cuerpo a medida que la sangre vuelva a empezar a circular por venas más saludables.
    • Le daremos medias de compresión para las próximas 24 a 48 horas y programaremos una cita de seguimiento para dentro de una semana.
  • Los pacientes pueden experimentar algunos hematomas temporales después de su tratamiento. Casos de entumecimiento, picazón, sensibilidad, ardor o hinchazón temporales no son frecuentes, pero pueden ocurrir. Algunos pacientes optan por tomar un analgésico de venta libre o una crema medicada para acelerar la curación.

    No se necesitan puntos de sutura después de su tratamiento de RFA y los pacientes pueden volver a sus actividades normales de inmediato.

  • Los pacientes con venas rectas relativamente sin torcer pueden someterse ya sea a la ablación endovenosa con láser o a la ablación por radiofrecuencia. Teniendo en cuenta los antecedentes de sus venas, su edad, los síntomas y el tipo de venas que necesitan tratamiento, su especialista de Metro Vein Centers determinará la mejor opción de tratamiento para usted.

Programe hoy mismo una evaluación gratuita para comenzar con su plan de tratamiento personalizado en Nueva York, Nueva Jersey, Michigan, Connecticut, o Texas.

Todos los tratamientos de venas

Programe una consulta
Piernas con las que puede sentirse bien.

Manténgase actualizado con los últimos tratamientos para la salud de las venas, consejos para el bienestar vascular y mucho más.